¿Cómo hacer un estado de resultados?







Cuando somos líderes de algún departamento o negocio, tenemos que tomar decisiones acertadas para lograr un crecimiento y consolidación real del negocio.

Sin embargo una de las disyuntivas más grandes es que para hacerlo tenemos que tener a la mano toda la información posible que nos permita visualizar el negocio por completo o al menos área por área para después integrarlo.

Una de la parte más importante para tomar el rumbo de un negocio es el estado de resultados.

¿Qué es un estado de resultados?

En contabilidad, el estado de resultados, estado de rendimiento económico o estado de pérdidas y ganancias, es un estado financiero que muestra ordenada y detalladamente la forma de cómo se obtuvo el resultado del ejercicio durante un periodo determinado.
Fuente: Wikipedia.

Y ahora bien ¿Cómo hacer un estado de resultados?

Primeramente lo que hay que hacer es definir el monto total de las ventas netas, separando de preferencia el método de pago con el que se concretaron, es decir, si son a crédito, de contado, plazos etc.. debes contar con reportes con indicadores de ventas que permitan validar que los montos que tengas sean los correctos.



      
                                                                                       
El siguiente paso es determinar el costo total de tus ventas para determinar la utilidad.

Este punto es importante que tengas a la mano el costo de tu producción, es decir materia prima o en el caso que seas únicamente una comercializadora, entonces hay que determinar el costo de las entradas de la mercancía desplazada.

Debes de contar por supuesto con un sistema de inventarios para registrar correctamente el costo de ventas al restarlo obtendrás la utilidad bruta que como sabemos es un indicador para saber si está siendo rentable nuestra empresa.




















Nuestro tercer paso será entonces considerar los gastos de operación, es decir todos aquellos que contribuyen a que se realice una venta y que aunque no lo veas, forman parte del costo de las mismas.

Entre los gastos de operación podemos encontrar:
  • Personal de ventas.
  • Renta de Oficinas.
  • Telefonía.
  • Material para venta.
  • Transporte.
  • Herramientas de venta.
  • Telemarketing.
  • Esfuerzos de marketing.
Una vez que los tengas, deberás restárselos a tu utilidad bruta por lo que ahora si, tendrás ya quitando tus gastos de operación lo que realmente ganaste, si hay pérdida entonces habrá que considerar si es necesario hacer ajustes, comenzar con analizar los gastos de operación es una excelente idea, cuando no se lleva un control adecuado de estos podemos recurrir a malgastar el presupuesto, por lo que es importante poner especial foco en ellos.

El cuarto paso consiste en aplicar los impuestos que debes pagar correspondiente al ingreso operativo. Es decir, debes de calcular cuanto debes de pagar por lo registrado.

Por último restando la cantidad de impuestos ya tienes la utilidad neta que al final es la que determinará si estamos o no teniendo éxito o el crecimiento esperado, por lo general, este dinero es el que se reparte entre los accionistas o si se decide, invertirlo en crecimiento o alguna necesidad del negocio.



¿Como hacer un estado de resultados?








No hay comentarios :

Como vender más con Inbound Marketing